LISTADO DE PICOS

jueves, 8 de agosto de 2013

Picos de Ferreras y de Mallarruego


Las siemprevivas crecen en los recovecos de estas crestas azotadas por el viento

 Ascensión desde el Ibón de Catieras encandenando las siguientes cimas:

  • Pico Ferreras (2.643 m.). 
  • Peña de Ferreras (2.614 m.)
  • Mallarruego Central (2.686 m.)
  • Mallarruego Sur (2.684 m.)
  • Mallarruego Norte (2.704 m.) o Pico Ordiso (*)
(*) El Mallarruego Norte también es conocido en la zona como Pico Ordiso. No obstante, otro pico de menor altitud ubicado más al Este también figura en los mapas como Pico Ordiso o Peña Ordiso (pinchar aquí para ver ascensión a ese pico)
__________________________________________________________________________

4 de agosto de 2013,

   Siempre me había llamado la atención la silueta de los picos que por el Este se ven desde la parte alta del pueblo de Panticosa, más allá del Pico Escuellas. En alguna ocasión ya había caminado por los ibones de Catieras y Mallarruego, al pie de los mismos, y me había dado la impresión de que no parecían complicados de ascender.

   El recorrido es duro por el desnivel y la distancia. Le planteo a Iñaki la posibilidad de encadenar las principales cimas y acepta encantado. No encontré apenas información del recorrido íntegro de todas las cimas pero la conclusión que saqué es que la ascensión más sencilla de  todos los picos suele llevarse a cabo por su vertiente norte. Por este motivo nos planteamos recorrer el cordal de norte a sur.

  La toponimia y altitud de los picos varía de unos mapas a otros y parece haber cierta confusión con los nombres. Nosotros ascendimos a todas las cumbres principales y obviamos algunas elevaciones menores.

  El cordal formado por estas cimas constituye una divisoria de aguas. Por el Oeste, a través del barranco de Laulot, alimentan al río Bolática, y por ende al río Gállego. Por el Este en cambio, el barranco de Ferreras vierte sus aguas al Ordiso, tributario del río Ara.

  Comenzamos a caminar un poco después de las siete de la mañana. Desde el aparcamiento de la Estación de Esquí de Panticosa (1.175 m.) subimos por el sendero PR que sube hacia la Ripera por detrás del Edificio del Telecabina.

  La senda asciende por el bosque, junto al barranco del Bolática,  hasta salir a una zona de pastos. Después continuaremos un buen rato caminando hasta un puente peatonal (cota 1.494 m.) que nos permite cruzar el río Bolática, muy cerca del Refugio de la Ripera.

  Salimos entonces a la pista de la Ripera y retrocedemos unos 200 metros para desviarnos enseguida por la senda que sube hacia el Cuello de Yenefrito (1.780 m.). Durante el trayecto veremos a nuestra izquierda el curioso “Dedo de Yenefrito”, un puntiagudo espolón rocoso que cuelga a escasos metros del sendero.

   Desde aquí continuaremos llaneando por la herbosa senda que transita por los pastos de la Mallata de Yenefrito, bordeando el Pico Escuellas por el norte hasta alcanzar un antiguo Refugio de ICONA (1.838 m.).

  La senda continúa hacia el Este, cruzaremos el barranco de Laulot y comenzaremos a ganar altura por laderas de hierba donde pastan algunas vacas.

  En la parte alta de las lomas seguiremos una senda que se desvía ligeramente a la izquierda para ganar un colladito (2.195 m.) que nos permite pasar a la vertiente del barranco de Catieras. Un breve flanqueo nos llevará a la amplia cubeta donde se aloja el precioso Ibón de Catieras (2.225 m.).

  Hacemos un pequeño descanso junto al ibón. Frente a nosotros vemos la imponente silueta del Pico Ferreras, que domina la cuenca del Ibón por el Este.

   Continuaremos caminado en dirección noreste, siguiendo una desdibujada senda, para ganar el Collado de Espelunz o de Catieras (2.443 m.).  Por el otro lado nos recibe la impresionante estampa del Macizo de Vignemale, que nos acompañará durante gran parte del recorrido.

   Giramos ahora hacia el sur y bordeamos una primera e irrelevante cota por el Este. Vemos ya la oscura y pedregosa ladera del Pico Ferreras por donde subiremos. La piedra suelta y algo descompuesta hace trabajoso el avance. Nos acercamos a la cresta y apoyando ocasionalmente las manos alcanzamos sin dificultades la cima del Pico Ferreras (2.643 m.).  

  Estamos un rato en la cima contemplando las vistas en todas las direcciones: Los Picos Catieras y Baldairán, El Macizo de Argualas, El Macizo de Vignemale, El Macizo de Monte Perdido, La Sierra de Tendeñera, la Sierra de la Partacua…

   Continuamos nuestro periplo. Por el sur el descenso se antoja vertical, peligroso y difícil. Existe una horcada y unos destrepes que parecen muy complicados. Así pues, en lugar de descender por ahí, decidimos retroceder y bordear el Pico por el Este. Así lo hacemos, bajamos una pedrera y comenzamos a bordear el pico por su base.

  Tendremos que cruzar una larga y penosa canchalera antes de alcanzar la fácil loma que nos separa de la Peña de Ferreras (2.614 m.).

  Tras coronar la cumbre  deberemos descender por la parte más delicada de todo el recorrido. Destreparemos desde la cima directamente hacia el sur, en busca de un collado que se encuentra unos 100 metros más abajo. Con mucho cuidado, asegurando cada paso y ayudándonos de las manos iremos perdiendo altitud por una serie de terracillas herbosas y rocosas. Encontraremos algunos pasos de II, no son difíciles, pero una caída tendría fatales consecuencias.

  Tras alcanzar el collado continuaremos caminando hacia el sur. Dejaremos a nuestra derecha un par de cimas secundarias y pasaremos por el Cuello de Ferreras. Desde aquí se podría descender fácil y rápidamente hasta el Ibón de Mallarruego. De hecho, más tarde regresaremos por aquí.

  Frente a nosotros vemos ahora dos cimas destacadas separadas por un marcado y pedregoso collado. La de la derecha parece fácil y es la primera que ascenderemos. La cima de la izquierda en cambio muestra una intimidatoria pared que se desploma sobre el collado.

   Alcanzado el collado giramos a la derecha para ganar fácilmente la cima del Mallarruego Central (2.686 m.). Vemos otra cima más al sur, así que recorremos la sencilla cresta y la coronamos también. Esta cima entendemos que es el Mallarruego Sur (2.684 m.). Todavía más al sur existe otra cima bastante más baja que se llama Chornaleras. Un montón de cabras descansan en lo alto. Vemos también el Puerto de Ordiso, que permitiría descender por el valle homónimo hacia la cuenca del Ara.
 
   Contemplamos al noroeste el Ibón de Mallarruego. Una enorme pedriza muy oscura se precipita desde la cima del Mallarruego hasta los prados que rodean al Ibón. Por el Este vemos los más pequeños Ibones de Ordiso que muestran un color parduzco.

  No dejamos de observar la cima que parece más inaccesible de todas, y la más alta, es el Mallarruego Norte. Le pregunto a Iñaki si la subimos. No tiene que pensarlo mucho, aunque ya llevamos un buen desnivel acumulado decidimos ir a por ella.

  Para ello regresamos al collado y bordeamos los cortados por el Norte. Encontramos algunos hitos que nos guían por un caos de rocas que parecen haberse desprendido de la alargada cima del Mallarruego creando unas brechas en la arista cimera.

  Iremos bordeando por el norte mientras ganamos altitud hasta encaramarnos a la cresta. Una vez allí giraremos a la derecha para recorrer toda la arista. Pasamos en primer lugar por la cima principal del Mallarruego Norte (2.704 m.). Como más adelante vemos también unos hitos de piedras decidimos continuar.  Transponemos una brecha y coronamos la cima secundaria también, que claramente es más baja que la anterior.

  Tras las fotos pertinentes y la satisfacción de haber completado todas las cimas emprendemos el regreso. Descenderemos del Mallarruego Norte sobre nuestros pasos pero en la parte baja nos desviaremos para encaminarnos hacia el Collado de Ferreras.

   Desde allí bajaremos hacia el Ibón de Mallarruego. El camino es evidente pero encontraremos  algunos hitos que hacia el noroeste nos guiarán por prados y suaves ondulaciones en sentido descendente hasta enlazar con la senda por donde subíamos esta mañana, cerca del desvío al collado del Ibón de Catieras.

  Regresaremos entonces por la conocida senda haciendo a medio camino una parada en unas pozas del barranco Laulot donde nos refrescaremos los pies mientras comemos. Un par de cervezas frescas en Panticosa pondrán la guinda final a este magnífico día de montaña.

  • Desnivel + acumulado: 1.950 m
  • Horario total: 9,5 h. 
  • Distancia recorrida: 26,6 km.



Cuello de Yenefrito. El "Dedo" permanece en sombra levitando sobre la senda que acabamos de recorrer


Ganamos altitud y el "Dedo" nos muestra de donde le viene el apodo. Panticosa a lo lejos


Por el Sur ya nos saluda el Pico Tendeñera


Vistas desde el collado que nos pasa a la vertiente de Catieras


A pesar del contraluz apreciamos algunas de las cimas que ascenderemos hoy. La perspectiva engaña, el más alto es el Mallarruego Norte


Iñaki otea el Valle de Tena y la Partacua


Dejamos el ibón de Catieras atrás


Desde el Collado de Espelunz vemos la "pedrera" que nos separa de la cima del Pico Ferreras


Llegando a la cima del Pico Ferreras


Últimos metros por la cresta para Iñaki


Hacia el Sur vemos las cumbres que recorreremos, entre otras


Mirando hacia el Oeste desde el Pico Ferreras


El Vignemale es el centro de las miradas


Bordeamos el Pico Ferreras por el Este y nos acercamos a su hermana menor, la Peña Ferreras


El Pico Ferreras muestra su cara más intimidante desde la Peña Ferreras. Hemos hecho bien en dar un rodeo, bajar por la vertiente sur se antoja difícil y peligroso


Desde la Peña nos asomamos al Collado Sur. Por ahí descenderemos con mucho cuidado. La bajada no es complicada pero es EXPUESTA


Tras superar el pedregoso collado dejamos atrás el Mallarruego Norte, pero solo de momento


El Pico Escuellas parece pequeño visto desde el Mallarruego Central


La Sierra de Tendeñera es fotogénica, sin duda


Recorriendo la cresta del Mallarruego Norte. Ibón de Mallarruego al fondo


Mallarruego Norte. La verdadera cima la hemos dejado atrás, se aprecia el hito cimero al fondo


Volvemos hacia la cima principal para descender sobre nuestros pasos


Iñaki observa el espectáculo de roca y cumbres. Magnífico a la par que desgarrador


Volvemos hacia Yenefrito


Track del recorrido


Zoom de la parte del Track correspondiente a las cumbres ascendidas




2 comentarios:

David Serrano dijo...

Bonita y severa vuelta!! Por parajes bien guapos y nada transitados!! A mi me encanta esa zona!!
El verano pasado precisamente estuve durmiendo en la cumbre del Mallarruego Sur, igual queda hasta la pared que levanté para el vivac.
Según los pastores, aunque en los mapas ni pone nombre, el que tu llamas Mallarruego norte, le llaman pico de Ordiso, el más alto de la zona.

Puedes dar un vistazo a mi recorrido en:
http://davidmalabarista.blogspot.com.es/2012/08/valle-de-ordiso-vivac-en-mallarruego-y.html

David Naval dijo...

Hola David,
Vimos restos de un vivac en un collado cercano pero en la cima no me fijé la verdad. Pasar allí una noche debe ser toda una aventura.
Voy a poner una nota comentando que el Mallarruego Norte también se conoce como Ordiso.
Saludos, luego le echo un vistazo a tu enlace.

Publicar un comentario en la entrada

Gracias por vuestros comentarios y sugerencias.