LISTADO DE PICOS

jueves, 25 de septiembre de 2014

Soum de Ramond o Pico Añisclo (3.254 m.), Baudrimont NW (3.045 m.), Baudrimont SE (3.026 m.) y Punta de las Olas (3.002 m.)

Ruta: Refugio de Góriz - Pico Añisclo por la Canal NO - Baudrimont NW - Baudrimont SE - Punta de las Olas - Collado Arrablo - Refugio de Góriz - Pradera Ordesa
Dejamos atrás el Collado de Arrablo y seguimos hacia el Refugio de Góriz, completamente empapados pero con un paisaje renacido tras la tormenta

21 de septiembre de 2014,
  La predicción para hoy era de cielos despejados hasta la noche, pero no fue así, ni mucho menos.
  Hemos acampado junto al Refugio de Góriz (cota 2.200). Nos levantamos al amanecer, desayunamos, recogemos sacos y tiendas y lo guardamos todo en una taquilla.
  José Luis se ha levantado con dolores de espalda y decide quedarse descansando y bajar tranquilamente a la Pradera donde nos esperará.
  Rafa y yo comenzamos a caminar por la ruta normal hacia Monte Perdido, sin quitar un ojo a las oscuras nubes que nos acechan.
  Cerca de la cota 2.500 vamos atentos porque hay que desviarse hacia la derecha por la llamada "Ruta de las Escaleras".  Efectivamente vemos un hito que marca el desvío hacia un amplio corredor pedregoso por donde comenzamos a ascender. A partir de aquí ya no veremos a nadie hasta que regresemos al Refugio dentro de unas horas.
  El corredor desemboca en una horcada. Un hito a la izquierda marca el punto por donde se accede a una grada superior tras realizar una sencilla trepada. A partir de aquí se gana altura por laderas de piedra salvando algunos resaltes marcados con hitos. Es la típica estructura caliza aterrazada que caracteriza al Macizo de Monte Perdido.
  Sobre la cota 3.000 superamos un último resalte y bordeamos la Punta de las Escaleras dejándola muy cerca a nuestra izquierda. Desafortunadamente entramos en el reino de las tinieblas. Las nubes bajas nos engullen y perdemos cualquier referencia visual. A partir de aquí tendremos que navegar tirando del GPS ya que los hitos brillan por su ausencia.
  Abandonamos la Ruta de las Escaleras que continúa hacia Monte Perdido y nos desviamos por la derecha (Este) descendiendo algunos metros por un terreno de derrubios que recuerda a una escombrera.
  Caminamos sorteando algunos neveros bajo el menguado Glaciar de Arrablo, una mancha de nieve que parece adivinarse entre brumas bajo las verticales paredes que caen a pico desde el Cuello de Monte Perdido.
   Pasamos por la orilla norte del pequeño Ibón de Arrablo (cota 2.962 m.) y poco después el GPS nos guía hacia una pronunciada pedrera que sube hacia los paredones.
  Al pie de la muralla, sobre la cota 3.060, encontramos el arranque de la canal que asciende en dirección sureste.
  Comenzamos a remontarla. Es más fácil de lo que pensaba aunque está bastante descompuesta y resulta incómoda para progresar. Con ayuda de los bastones vamos ganando metros.
  En la parte alta un hito nos indica que debemos ir hacia la derecha para salvar un espolón. Efectuamos por tanto un pequeño rodeo y pronto giramos de nuevo a la izquierda para comenzar a ganar altura por una especie de arista, apoyando las manos en algunas ocasiones.
  La niebla es muy espesa y no vemos más allá de cinco metros. Buscamos los hitos, muy escasos, y seguimos ganando altura hasta enlazar con lo que parece ser la arista cimera principal. Allí giramos a la derecha y en un minuto alcanzamos el cairn que marca la cumbre del Soum de Ramond (3.254 m.)
  Nos fastidia no poder disfrutar de las vistas. Me da que hoy no vamos a ver el sol. Retrocedemos unos metros y comenzamos a descender ahora por la vertiente contraria (noreste). Voy atento al GPS y a los mojones, que a veces se pierden al atravesar manchas de nieve.
  Poco a poco perderemos altitud y veo que vamos cambiando el rumbo a noroeste. Por la derecha se intuye entre la niebla una especie de profunda vaguada de la que nos separan unos cortados. Buscamos con cautela hasta dar con el paso clave que nos permite descender.
  En el fondo del vallecito persiste un enorme nevero con una oscura rimaya junto  a la roca. Tanteamos la bajada más conveniente y sin excesivos problemas ganamos la hondonada. De pronto aparece ante nosotros, surgida de las brumas, la siniestra silueta del Baudrimont NW o Mallo de Tormosa (3.045 m.)
  Alzamos la vista y vemos la arista oeste por donde se asciende. Con este ambiente espectral la verdad que acoj... acongoja un poco. Comenzamos a subir. Conforme ganamos altura vemos que la estrechez y las trepadas son menos fieras de lo que aparentaban, aunque no hay que bajar la guardia.
  Llegamos a la cima. Las vistas son tan “espectaculares” como en el Soum de Ramond...o sea, nada, niebla, un limbo blanco…”mecagüen” el hombre del tiempo.
  Descendemos otra vez por la arista con cuidado. En la base del pico ponemos rumbo norte en dirección a la Espalda de Esparrets. Entramos en el nevero que conduce hacia la cumbre, de la que nos separan escasamente 100 metros de desnivel. Pero la niebla está dando paso a nubes negras muy feas y se barrunta tormenta.
  Decidimos no alejarnos más y dejamos esa cima para otra ocasión. Así pues, con los crampones puestos cruzamos un gran nevero bajo el Cuello de Monte Perdido y regresamos al punto clave por donde antes hemos descendido los cortados.
   Subimos otra vez a la terraza superior y caminamos en dirección sureste hacia el Baudrimont SE, ya que nos queda de camino hacia la Punta de las Olas.
  Cuando ya vemos el pico nos desviamos ligeramente a la izquierda para ascenderlo. Flanqueamos por pedrera por el sur bajo la arista (sin subir al filo) hasta dar con un hito y trazas de senda que ahora si nos conducen a lo alto de la cresta tras una pequeña trepada.
  Por el otro lado del cordal hay una caída vertiginosa, que le da cierto ambiente aéreo, aunque esta cumbre es más sencilla que el Baudrimont NW. Caminaremos unos metros más hacia el este para alcanzar el hito cimero del  Baudrimont SE o Punta de Tormosa (3.026 m.)
  En la cima nos dan la bienvenida dos truenos espantosos. Hay que salir de allí. Retrocedemos sobre nuestros pasos hasta la base del pico y continuamos caminando lo más rápido posible en dirección sureste con rumbo directo a la Punta de las Olas (3.002 m.)
  Justo antes de llegar a esta sencilla cima comienza a granizar. Son piedras finas, como balines, pero nos mosquea un zumbido que oímos alrededor de nosotros. Rafa levanta un dedo y salta una chispa. Alucinante, debe ser electricidad estática causada por los cristales de granizo cargados electrostáticamente. ¡Vámonos de aquí!
  Con los "proyectiles" golpeándonos sin piedad comenzamos a descender por el sureste, por la senda que conecta con el GR11.
   Pronto las laderas están cubiertas de blanco, con millones de bolitas de granizo. Se nos hace largo el rodeo que hay que dar para buscar el paso clave que permite bajar del zócalo rocoso donde se yergue la Punta de las Olas.
  Conectamos con el GR. Las distancias son grandes y parece que nunca vamos a terminar de rodear el Morrón de Arrablo o Torre de Góriz, que siempre está frente a nosotros por mucho que avancemos. Por contra, el paisaje es espectacular. Con la tormenta y las cascadas cargadas de agua el ambiente es salvaje. Sobre el Cañón de Añisclo luce el sol. Vaya mala pata, tenemos los nubarrones justo encima.
  Llegamos por fin al Collado Superior de Góriz o Collado Arrablo (2.340 m.), enclavado entre Punta Custodia y el Morrón de Arrablo.
  La tormenta nos da una pequeña tregua. Caminamos un poco más relajados en dirección al Refugio de Góriz, empapados y algo ateridos.
  En el Refugio recogemos las tiendas y sacos e iniciamos el largo retorno a la Pradera. Comienza a llover, esta vez a cántaros. La mochila se empapa y pesa un quintal. Al llegar a las clavijas cesa el chaparrón. Destrepamos con cuidado y por fin llegamos al puente metálico junto a la cascada de la Cola del Caballo.
  Ya "solo" nos falta recorrer el Valle de Ordesa hasta el aparcamiento. Aún lloverá más, pero a estas alturas ya poco nos importa. Nos daría igual bajar metidos en el río Arazas.

  • Desnivel + acumulado: 1.427 m. (2.317 m. de bajada)
  • Horario total: 11 h.  
  • Distancia recorrida: 26,5 km.


Dejamos atrás la senda de Monte Perdido y nos desviamos por este amplio corredor pedregoso


El corredor termina en esta horcada y sigue por donde yo he tomado la foto


Envueltos en nieblas acometemos la subida de la penosa Canal NO al Soum de Ramond


Cima del Soum de Ramond o Pico Añisclo


Trepando por la arista oeste al Baudrimont NW con un ambiente fantasmagórico


Cima del Baudrimont NW


Volvemos a bajar por la arista, con precaución


Camino de la Espalda de Esparrets. Pronto decidiremos abandonar, se presagia tormenta


Nos damos la vuelta y vemos la afilada arista del Baudrimont NW por donde antes hemos subido


Llegando al Baudrimont SE. Una corta trepada nos saca a la arista con impresionante caída por el otro lado

Cima del Baudrimont SE. Dos grandes truenos nos van a apremiar para marcharnos de aquí


Ya hemos dejado atrás la Punta de las Olas en medio de la granizada. Soum de Ramond al fondo


Cañón de Añisclo. Por allí luce el sol. Tenemos las nubes tormentosas justo encima


Morrón de Arrablo o Torre de Góriz al fondo. Cascadas que desaguan del Ibón de Arrablo, por donde antes hemos estado


Tras la tormenta el verde se vuelve intenso


Y el agua corre por doquier


Vistazo atrás bajando a la Pradera....No,...si al final se van a despejar las cimas...


Gradas de Soaso. Inevitable hacer alguna foto al pasar junto a ellas


Mapa del tramo con el recorrido circular por las cumbres coronadas 





  • + Fotos (pinchar aquí para ver todas las fotos en Picasa)
  •   Track (pinchar aquí para ver o descargar la ruta de Wikiloc)
  • 14 comentarios:

    Toñi Ferrández dijo...

    Bonito recorrido...algún día intentaré hacerlo!
    Nosotros estuvimos el domingo en el Perdido por la ruta de las Escaleras y también nos chipiamos bajando (esa meteoqueviene! jeje) Os vimos llegar a Góriz, estabamos esperando a que parase un poco de llover pero había que arrancar y nos volvimos a calar bajando, en nuestro caso a Cuello Arenas

    Hoy costra, mañana pus dijo...

    Vaya mala suerte con la predicción del tiempo.
    Menos mal que tuvisteis suerte, que si zumbaba teníais la tormenta de gorro...

    ¡Salud!

    Fer

    Eduardo dijo...

    Bueno, bueno, a pesar de no conseguir el objetivo, os salió un recorrido espectacular. Menudos paisajes y muy bien fotografiados, lastima la lluvia, el granizo, y los truenos, vamos pa cagarse. El otro día me comento Jorge de hacer la Espalda de Esparrets, de un tirón desde la pradera, me parece que para una jornada es demasiado ¿como lo ves?. Un saludo

    David Naval dijo...

    Hola Toñi,
    Anda, pues no te conocí, soy muuuuy malo para reconocer a la gente. ¿Estabas dentro del refugio, donde las taquillas?. Otro día dime algo! jeje. ¿Creo que nos vimos hace un par de años en el Collado de Puyarcol, no?. Nosotros íbamos con esquis hacia el Tebarray ¿puede ser? ¿Ibais por la Ruta de las Escaleras por delante o veníais detrás?. Nosotros salimos del refugio un poco antes de las 8 de la mañana.

    Hola Fer,
    Uf, lo del zumbido daba un poco de yuyu. Creo que con el rozamiento del granizo y asilados del suelo con las suelas de goma de las botas nuestra ropa también se cargó estáticamente. No quería ni pensar en el efecto de la punta del piolet haciendo de pararrayos..

    Hola Eduardo,
    Imagino que vuestra idea sería subir por Punta de las Olas ¿no? Yo creo que haciéndolo desde Cuello Arenas con el autobús sería bastante más llevadero (el día ya es corto). Desde la Pradera os saldrán casi 2000 de desnivel y muuuchos kilómetros (quizas 30 km.), pues se da un largo rodeo. Vamos que habría que ir ligeros y haciendo pocas paradas.

    Saludos a todos y gracias por la visita!

    Pirene dijo...

    Jodó chaval! que miedo la electricidad estática. A mí me pilló una parecida hace como 15 años en los infiernos, iba con un novio que tenía el pelo largo y recuerdo perfectamente verle con todo el pelo de punta y decir los dos a la vez... ¡corre! y menos mal que éramos más jóvenes que ahora y corrimos como demonios, porque los rayos levantaban las piedras en la cima... una de las peores experiencias de mi vida!!! Aquel día me juré que no volvería a hacer monte si dudaba lo más mínimo de la meteo.

    Ya ves, yo no hago mío aquello de "al monte aunque haga bueno" jejeje

    Salud mozé!

    Komando Kroketa dijo...

    Muy bueno, te nos has adelantado ya que llevamos todo el veranos hablando de esta misma vuelta pero nunca pillamos fechas que nos vengan bien a todos, así que ahora será mejor porque tenemos información de primera mano y track :-)

    Una pena el tiempo, que no permita hacer fotos del camino, pero ya podéis estar contentos de salir bien y sin rayos

    Muchas gracias David.

    David Naval dijo...

    Hola Pirene,
    algo así nos pasó. Yo no gasto melena, pero notaba que se me erizaban los pelillos de los brazos.

    Hola karmelo,
    A pesar de la mala meteo la ruta nos gustó. Seguro que la disfrutáis. El track os puede venir bien como referencia aunque con la niebla y la nieve igual hicimos algún pequeño rodeo involuntario que con buena visibilidad será evidente.

    Gracias por la visita y saludos!!

    Jorge dijo...

    Hola David:

    Gran salida; grande, y bonita. Tienes algunas fotografías espectaculares de verdad. No se qué cámara llevas, pero hay algunas sensacionales de verdad…. la mano del fotógrafo también cuenta.

    Nada que añadir a la marcha. Ese macizo me tiene cautivado desde siempre. Buen criterio en la renuncia al Cilindro y a la Espalda. A veces es jodido renunciar cuando estás allí verdad? Luego te das cuenta que has hecho bien. Y lo de la electricidad estática…, jodo tío… eso sí que acojona.

    Como te comentaba Eduardo quería hacer la Espalda y el Baudrimont NW desde abajo de tirón como cuando era joven, pero los días acortan demasiado ya para esta temporada. Eduardo, con buen criterio, ha buscado una segunda opinión de otro profesional…jajajaja. Ahora lo engancho en un aparte…, jajaja.

    Un abrazo fuerte y enhorabuena.

    David Naval dijo...

    Hola Jorge,
    Yo no conocía esa "parte de atrás" del Perdido y me ha gustado mucho (cuando la niebla permitía ver algo).
    Lo de la Espalda y Baudrimont subiendo y bajando en el día desde la Pradera, uf, suena a mega-palizón!! Me duelen los pies solo de imaginarlo. Al pobre Eduardo lo has tenido que asustar, jajaja!!
    Bueno, un abrazo también Jorge!!

    Oscar Martín Estallo dijo...

    ¡Preciosas fotos! También es verdad que esa zona es tremenda, pero sí que la lluvia le ha dado unos colores muy bonitos. Mi favorita es la del Cañón de Añisclo, está claro! Os estáis poniendo moraos de monte! Saludos!! PD: Cuando estuve en Soum de Ramond (hace años) no se veía absolutamente nada. Nos hizo un día igual o peor que el vuestro, así que no vi nada de nada . Por si sirve de consuelo ;-)

    luis dijo...

    Uff, esos rayos....
    Al igual que comenta KK yo también tengo pendiente desde hace años la subida desde el ibón de Arrablo al Pico de Añisclo, el otro día se lo comentaba a los amigos con los que pase la noche en el Perdido, y es que todos los días a la hora de la cena tengo delante una foto de esa canal (aunque con nieve)... En fin, hay siempre tantos planes!

    A mi la Espalda de Esparrets me costó 3 intentos, pero es que se trata de un pico muy escondido vengas de donde vengas y además de largo te puedes encontrar con el mal tiempo... Después de darle muchas vueltas, creo que la mejor opción es subir por el primer corredor de la Norte al Perdido y luego desviarse a la izquierda. La bajada por Bellevue es una buena opción

    Un saludo!

    David Naval dijo...

    Hola Oscar,
    Gracias!
    Si, la verdad que llevo un año que afortunadamente he podido salir bastante a la montaña.
    Oye, pues habrá que volver otro año a esa zona un día de sol para desquitarnos de la mala suerte con la visibilidad.

    Hola Luis,
    Ya vi tu reseña del Perdido con vivac en la cumbre! Menos mal que el mal tiempo os pilló al segundo día.
    Jo, pues con la Espalda de Esparrets te pasó como con la Tuqueta, jejje. Esos picos fáciles a veces no lo ponen fácil.
    Esa ruta que propones tiene muy buena pinta. Ya tenía en mente lo de Bellevue, que también está en mi lista de pendientes. Tendré que ir analizándolo para el año que viene.

    Gracias a ambos por pasaros por aquí, saludos!!

    Anónimo dijo...

    Enhorabuena por la ruta, y por el buen criterio para escapar del aparato eléctrico. Una pregunta: el corredor desde el laguito al Soum, aparte de empinado, ¿es expuesto? Con caída lateral, quiero decir, porque he visto algunas fotos de frente y da esa impresión.
    saludos, Antonio

    David Naval dijo...

    Hola Antonio,
    Gracias. A mi no me pareció expuesta la canal. Sin nieve no lo veo mucha complicación, era bastante amplia además, parecía casi como si subieras una pedrera. Nosotros subimos con los bastones y no recuerdo haber tenido sensación de exposición en ningún momento. Al final de la canal se trepa ligeramente por la arista pero tampoco lo vi complicado aunque lo hicimos con niebla muy espesa y no teníamos mucha visibilidad.
    Un saludo.

    Publicar un comentario en la entrada

    Gracias por vuestros comentarios y sugerencias.